Las lentejuelas del pancracio -¿Injusticias para los exóticos?

Caminando por la pasarela, se ve de lejos la lentejuela, aquella que se menea al ritmo de la coquetería de aquel que presume su belleza. Con canciones de triball, Gloria Trevi, Cher y hasta Celia Cruz, los exóticos hacen su entrada provocando gritos, aplausos o mentadas de madre y discriminación. Gritos de “puto” u ofensas, no sólo llegan de la afición sino del vestidor, situaciones de las que ellos deben aprender a salir abantes así como lo hacen con sus contrincantes.

Los exóticos aún no cuentan con la proyección de los estelaristas, hombres musculosos y nada afeminados ¿Cómo podría alguien así llegar a ser ídolo? ¿Nos podríamos imaginar a Pimpinela Escarlata como Mega Campeón de la Triple A? Si bien existe un exótico que es reconocido mundialmente, tal es el caso de Cassandro; aún no estamos preparados para ver a otro exótico campeón.

heroes-inmortales-x-back-8-e1475875866922

Y aunque muchos de estos personajes pueden llegar a ser ejemplos luchísticos, pareciera que la preferencia sexual les juega en contra, como si fuera su mayor enemigo. Siendo personajes llamativos, por ser homosexuales ¿pierden credibilidad luchística? No lo creo pero ni las empresas ni algunos aficionados apuestan por ellos, lo que crea una cierta incertidumbre acerca de si solo “sirven” para las luchas de relleno.

Ha habido avances, vemos a un Máximo como campeón, a un Pimpinela ganando la Copa Antonio Peña, a una Mamba ganando importantes cabelleras; a la par vemos que la afición cambia, existe más apoyo pero no es total.

Quitando las lentejuelas, vemos a la persona que entrena, que se prepara, que deja de lado los estigmas sociales que los marca para seguir su sueño: ser estelarista de un magno evento. Podríamos hablar que en algunos años esta nueva generación de exóticos tendrá mayores oportunidades; por ahora, guardan su colorida vestimenta para mañana lucirlo en la luminosa pasarela

ctzylksvmaadbzp

Comments

comments