Impact Wrestling castiga a luchador por negarse a sangrar

0
624
Impact Wrestling obliga a luchador a sangrar

La sangre ha acompañado a la lucha libre por generaciones y uno de los secretos que por mucho tiempo estuvieron guardados es el famoso «Blading», que consiste en generar una cortada en tu frente a propósito para ponerle más sabor a un combate.

En el año 2019 muchas empresas ya tienen prohibido el «blading» y la sangre que vemos aparece involuntariamente producto golpes genuinos.

Impact Wrestling se pasa de la raya

Según información de fuentes directas a Impact Wrestling, la empresa no ha estado usando a Killer Cross debido a que éste se negó a sangrar durante su lucha ante Eddie Edwards en Slammiversary, la cual tenía la estipulación «First Blood (el primero en sangrar pierde)».

Según parece, la sangre que vino de la boca de Killer Cross provenía de un «paquete de sangre falsa», lo cual hasta cierto punto es mal visto en el negocio.

Lo cierto es que trabajar con sangre es una tremenda responsabilidad para los promotores, pues implica tener la certeza de trabajar con compañeros totalmente sanos de enfermedades que pudieran contagiarse por esa vía.

En la historia han existido muchos escándalos, uno de ellos fue la ocasión en la que «Cowboy» Bob Orton sangró durante el combate Hell in a Cell de su hijo Randy Orton y el Undertaker, estando enfermo de hepatitis.  Por fortuna no hubo contagios.

Se dice que en el Gilley’s venue de Dallas Texas, no había médicos, lo cual haría razonable la decisión de Killer Cross de no infringirse el sangrado.

La lucha libre tiene muchas modalidades y estilos, pero en pleno 2019 se está desplazando poco a poco la lucha extrema y el Strong Style nos hace emocionarnos sin recurrir a prácticas que dañan la integridad de los luchadores.

Síguenos en redes sociales, FacebookYoutubeTwitter e Instagram, para la mejor información de Lucha Libre en español. Lucha Noticias la mejor información en Lucha Libre.